Familia de papel

Recorta, viste, imagina historias

Una idea genial para que los peques empiecen a recortar, vestir y sobre todo imaginar historias, situaciones y que mejor si tu familia es la protagonista. Los recortables ayudan a los niños a empezar a ser organizados y a ser más ordenados con sus cosas. ¿Os imagináis que están vistiendo a un muñeco y pierden el pantalón?

Desarrollo de la motricidad fina y la imaginación 

Los recordables, a demás de ser únicos y personalizados, desarrollan la motricidad final, la atención, imaginación, se sienten únicos. Además de tener aseguradas horas y horas de distracción en vuestros niños, estos juegos favorecen el desarrollo y también la visión espacial.

Podrán volar a un mundo imaginario donde ellos son los protagonistas  

Podrán ser heroes, princesas que luchan con dragones, medicos y astronautas....o crear sus propios vestidos!

Recorta, viste y juega

Familia de papel para jugar y imaginar todo lo que quieran ser!
  • Desarrolla la motricidad fina. Esencial para muchos aspectos de la vida como coger los cubiertos o abrocharse un botón y fundamental para la adquisición de la escritura.
  • Mejoran la coordinación ojo-mano.
  • Incrementan la capacidad de atención y concentración. A esto es a lo que se refiere la abuela, un ratico de estar entretenido tranquilo.
  • Aumentan la autoestima. Oye que aprender a recortar no es moco de pavo. Pueden estar bien orgullosos de sus logros en este sentido.
  • Desarrollan la autonomía. Juegan a un juego que ellos mismos hacen…eso mola.
  • Fomentan la creatividad. Como con cualquier otro juego o juguete, la imaginación no tiene límites.
  • Estimulan la expresión verbal y no verbal.

 

 

  • Pueden crear un collage superartístico: No es necesario empezar recortando siluetas complejas. Los collage son muy facilitos y no necesitan mucha precisión de corte al principio.
  • También pueden dibujar ellos mismos las figuras, colorearlas y después recortarlas.
  • Usar otros materiales como goma eva o papeles de diferentes texturas y cortes.
  • Una vez que se domina la técnica pueden hacer ellos mismos los accesorios para sus muñecos de papel

Ahora bien, como cualquier actividad que hagamos con niños pequeños, toda precaución es poca. Podemos empezar con no quitarles el ojo de encima, nunca dejarlos solos mientras recortan. Y por supuesto, usar instrumentos adecuados.

  • No sirven cualquier tijera que haya por casa para salir del paso, tienen que ser especiales. Existen tijeras infantiles para preescolares que solo cortan papel. Tienen puntas redondas y agujeros pequeñitos que se ajustan sus deditos ya que de no ser así puede resultar peligroso.

    Y eso si que no, el objetivo es pasar un rato agradable y entretenido con los pequeños de la casa.

    ¿No os parece una buena idea para una tarde de aburrimiento?